¿Qué son los Folletos?

Los folletos son herramientas de marketing realizadas en papel impreso, indispensables para toda compañía seria que desea crecer y consolidar su imagen. Son representantes de la identidad corporativa y por su llegada personalizada a cada cliente real o posible son instrumentos promocionales de enorme valor para aumentar las ventas. Para contar con folletos de verdadera calidad y de eficacia garantizada es indispensable contratar los servicios de un diseñador gráfico especializado en folletería. Es la persona indicada para sugerir qué tipo de folleto realizar, de acuerdo con las necesidades, perspectivas y posibilidades presupuestarias de una empresa. Es, además, quien con sus conocimientos y originalidad puede lograr folletos realmente impactantes. También es un especialista capaz de dar todos los consejos necesarios para que la impresión sea de máximo nivel según el presupuesto disponible.

Un folleto es una pieza de papel en el que se imprimen texto e imágenes que dan cuenta de una compañía en sus diversos aspectos: productos, servicios, precios, descuentos, promociones, novedades, filosofía corporativa y datos de contacto de la institución. Los folletos suelen distribuirse de distinta manera, ya sea en las calles de las ciudades, en eventos comerciales especiales, dentro de tiendas y oficinas, por listas de correos y también junto con los productos. Con una distribución multilateral se logra una campaña promocional de gran impacto entre el público. El secreto del éxito de los folletos y su permanencia como una de las formas privilegiadas de publicidad a lo largo de los años reside en que son materiales impresos. Las personas sienten que un folleto es un elemento útil en donde consultar precios y formas de contacto con una empresa (tales como teléfonos, dirección de sitio web, horarios de atención al cliente, etc.). Además, está comprobado que los folletos, como el papel impreso en general, inspiran confianza hacia una compañía.

Dentro del conjunto de folletos se pueden distinguir tres tipos: volantes, dípticos y trípticos. Cada uno tiene características distintivas y requerimientos específicos de diseño. Lo invitamos a conocer sus diferencias para poder comprender cabalmente la función de cada uno. Siempre recomendamos contar con un sistema completo de folletería, dado que son herramientas de marketing que se complementan a la perfección.

Volantes

Los volantes son folletos destinados a la difusión masiva de los productos y servicios de una empresa. Son piezas generalmente muy accesibles con las que es posible llegar a grandes cantidades de público. Un volante consiste en un trozo de papel rectangular o cuadrado que sirve para hacer conocer productos, servicios, precios, ofertas, novedades e información de contacto de una compañía. Los tamaños más usuales de un volante son el de un cuarto de hoja carta o el de media. A veces se realizan volantes del tamaño de una hoja carta completa. Estos folletos pueden ser simple o doble faz, según el presupuesto con el que se cuenta y de acuerdo con la cantidad de datos que se quieren presentar. Se realizan frecuentemente a todo color para ser más llamativos, pero también se imprimen en un solo color o en blanco y negro, para reducir costos.

El principal punto de distribución de los volantes es en las calles, dado que por ellas circulan enormes cantidades de personas. Las pequeñas y medianas empresas suelen realizar tiradas de entre 500 y 20.000 volantes, teniendo en cuenta sus perspectivas de impacto y sus posibilidades presupuestarias. Para disminuir los gastos y poder imprimir grandes cantidades se elige un papel de poca calidad, teniendo en cuenta además que estos folletos masivos tienen poca duración. Su función primordial es llamar la atención de la gente inmediatamente para que conozcan y adquieran los productos de una compañía. Para campañas especiales se realizan volantes en cartulina, volviéndolos así más resistentes y llamativos.

Trípticos

Estos folletos son ideales para hacer conocer a una empresa de manera seria e impactante. Con ellos toda empresa logra edificar una imagen realmente confiable ante el público. Como su nombre lo indica, un tríptico es un folleto que se obtiene al plegar una hoja de papel en tres partes. Así, se trata de una pieza que consta de seis paneles, tres en su interior y tres en su exterior. En estas diferentes caras se distribuye todo el contenido acerca de una empresa: valores y principios corporativos, compromiso de calidad, historia institucional, productos, servicios, novedades, promociones e información de contacto, fundamentalmente.

El tríptico más popular tiene el tamaño de una hoja carta, con paneles de 3.67’’ x 8.5’’. Sin embargo, los diseñadores muchas veces optan por tamaños más grandes para generar mayor impacto: entonces la medida es la de una hoja carta doble o triple. Nuevamente, el plegado más común es en forma de rollo cerrado, ya que hace de un tríptico una pieza fácilmente transportable. De todos modos, Ud. podrá conocer distintas posibilidades de pliegues en la página que dedicamos al diseño de estos folletos. Hoy en día los trípticos suelen imprimirse a todo color para obtener materiales de gran atractivo visual. Con el asesoramiento de un diseñador es posible aprovechar al máximo las ventajas cromáticas que brinda el ahora accesible sistema multicolor. Los folletos deben ante todo representar los colores propios de una empresa, para fijarlos en la mente de las personas.

Para que un excelente diseño de tríptico se luzca plenamente es indispensable contar con una impresión de calidad, en papel resistente a la vez que flexible y visualmente atractivo. Nada mejor que utilizar papel ilustración, ya sea con terminación brillante o mate. El papel offset sin cobertura pero con un peso considerable es una buena alternativa en caso de tener que reducir costos. Los trípticos son materiales impresos de gran nivel que se distribuyen en expositores de locales u oficinas, en eventos comerciales o mediante listas de correo de consumidores reales y potenciales. Son folletos de gran efectividad porque brindan mucha información sobre una compañía a los clientes.